PixelHealer

PixelHealer - Descargar gratis

gratis

Análisis

¿Has notado pequeños puntos en el monitor de tu ordenador que se mantienen oscuros incluso cuando el resto de la pantalla permanece iluminada? Lamentablemente entonces es posible que estés en presencia de píxeles muertos. Lo cierto es que aunque se trata de un inconveniente que en ocasiones puede derivar en que realicemos una sustitución del monitor de la PC, en otros casos podemos llegar a resolverlo, reparándolos.

Claro que no se trata de una tarea sencilla que podamos llevar adelante sin la ayuda de ninguna aplicación externa, y es justamente por ese motivo que en esta ocasión queríamos hablar de un programa como PixelHealer, desarrollado para ello. Si estás lidiando con algunos píxeles muertos en la pantalla de tu PC, es conveniente que te tomes el tiempo para solucionarlo cuanto antes, y sin dudas esta herramienta se convertirá en un aliado excepcional.

PixelHealer screenshot

Lo interesante de PixelHealer es que desmitifica la creencia de cuando una pantalla tiene algunos píxeles muertos no hay forma de recuperarla, y es por eso que no importa si tienes un monitor, un portátil o una tablet, probablemente te ayudará. Lo primero será señalar entonces que se trata de una utilidad que es fácil de instalar y que apenas consume recursos del sistema, con lo cual resulta eficiente para casi cualquier dispositivo.

Sin embargo, y a diferencia de otras que intentan realizar el mismo tipo de tareas, PixelHealer no dispone de una interfaz propia, por lo cual cuando queremos acceder a sus contenidos, lo que tenemos que hacer es abrirla desde el menú contextual de Windows. Cuando lo hayas hecho, tendrás que indicarle a esta aplicación dónde se halla el píxel muerto que has descubierto, acercándote lo más posible a su posición.

Esto es relevante porque muchas veces aunque hayamos notado la presencia de algunos píxeles muertos en el monitor de nuestro ordenador en un momento, es probable que al cabo de un rato los terminemos perdiendo de vista. Lo que hace PixelHealer es funcionar como un zoom o lupa, ampliando cada sector de la pantalla para que podamos revisarla en detalle, y así saber si existen o no esos puntos muertos a reparar.

Bien, por lo general el funcionamiento de PixelHealer tiene que ver entonces con establecer una posición concreta en la pantalla, seleccionando los colores que queremos usar para saber si los píxeles están funcionando o no. Es importante indicar que podrás determinar el tamaño de la ventana, que puede ir de 1x1 hasta 500x500 píxeles, de modo que escojas si quieres centrarte un poco más o un poco menos para buscarlos.

A partir de ese momento, PixelHealer utiliza el concepto de la utilización de los colores RGB que parpadean para intentar reavivar un píxel que se encuentra muerto, de modo que podrás cambiar entre ellos con la intención de resucitarlo, por decirle de alguna forma. Claro que esto no funciona el 100% de las veces, pero antes que ir y comprar un nuevo monitor sin siquiera intentarlo, está claro que se trata de una opción interesante.

Más allá de todo lo que hemos señalado anteriormente, nos ha gustado mucho el hecho de que cuando no lo tenemos abierto y funcionando, PixelHealer casi no deja ver que permanece en segundo plano. Y esto se debe primero a que se resume a un ícono ubicado en el menú contextual del sistema operativo del ordenador, y luego, a que no consume casi recursos del equipo, por lo que no lo ralentiza en absoluto.

Si se trata de analizar la interfaz de usuario de PixelHealer, ya señalamos antes que buena parte del tiempo permanece oculto el programa, aunque cuando lo abrimos notamos que es fácil de usar y que sus principales funciones están a la vista. Sin ser demasiado expresivo en cuanto a la utilización de íconos y demás, en verdad nos ha gustado porque a partir de su simpleza puede ser aprovechado tanto por expertos como por usuarios novatos.

¿Qué es lo mejor de PixelHealer? Sin ninguna duda, que se trata de una herramienta simple, gratuita y liviana, que ha sido pensada para darle otra oportunidad a nuestro monitor, en tanto y en cuenta pretende solucionar los problemas de los píxeles muertos. En este sentido, posee todos los elementos que podemos esperar ver en una aplicación de este es tipo, así que podríamos resumirlo en que ofrece una solución eficiente e integral al respecto.

Como aspectos negativos de PixelHealer encontramos más bien pocos, puesto que en realidad lo único que debemos decir en este sentido es que no siempre los píxeles muertos pueden reavivarse, algo que por supuesto poco tiene que ver con su funcionamiento.

En resumen, nuestra consideración respecto de PixelHealer es que se trata de una aplicación que sin ninguna duda tienes que probar en tu ordenador si vienes notando que algunos de los píxeles están muertos o no funcionan como deberían. Tal cual lo mencionábamos dentro del artículo, hay que descartar cualquier posibilidad de reavivar los píxeles muertos antes de adquirir un nuevo monitor, así que no dudes en trabajar sobre ello.

por Augusto Baldi

Preguntas frecuentes

¿Se puede descargar PixelHealer para Windows 10?
Sí, este software se puede descargar y es compatible con Windows 10.
¿Con qué sistemas operativos es compatible?
Este software es compatible con los siguientes sistemas operativos Windows de 32 bits:
Windows 10, Windows 8, Windows Vista 64 bits, Windows 7 64 bits, Windows 7, Windows Vista, Windows XP
Aquí puedes descargar la versión de 32 bits de PixelHealer.
¿Es compatible con sistemas operativos de 64 bits?
Sí, aunque no existe ninguna versión especial para 64 bits, por lo que puedes descargar la versión de 32 bits y ejecutarla en sistemas operativos Windows de 64 bits.
¿Qué ficheros tengo que descargar para instalar este software en mi PC Windows?
Para instalar PixelHealer en tu PC, tienes que descargar el fichero pixelhealer.exe en tu Windows e instalarlo.
¿Es PixelHealer gratis?
Sí, este programa es gratuito por lo que podrás usarlo sin ningún tipo de limitación, y sin coste adicional.
Home
PixelHealer home
Categoría
Sistemas Operativos
Licencia
Freeware